jueves, 17 de noviembre de 2011

17 de noviembre de 2011

el viernes pasado, antes de la presentación de "Alas de mar y prosa", Escandar me decía que Gsús, nuestro amigo Gsús, era finalista del Premio Nacional de Poesía "¿No jodas!!!!", y Gsús a dos palmos de nosotros, mirando al suelo, avergonzado, porque sabía que ser finalista ya era ganar el premio. Él, con su propuesta poética de familia y barrio, allí, finalista del Premio Nacional de Poesía. Él, mirando al suelo, como es él.

Y hoy
ya sabemos que el premio lo ha ganado Francisca Aguirre, la poeta Francisca Aguirre, que ya ha dejado de ser la mujer de Felix Grande para poner su nombre en mayúsculas, convirtiéndose en la cuarta mujer en conseguir este premio. Un par de veces he coincidido con ella, y siempre percibí ese espacio que las grandes mujeres dejan a sus grandes maridos (me pasó también con Fernando Arrabal y Lis). Su mirada es poesía, incluso cuando no quiere mirar. Por eso es día de celebración.

Y hoy
mi amigo, el finalista, Gsús, presenta su poemario "Menú del día… a día" que fue editado por Baile del Sol hace ya un puñado de meses. Y estará acompañado por Batania y Ana Pérez Cañamares y un montón de amigos que le arroparemos (recuerdo la presentación de "Ovejas esquiladas que tiemblan de frío", la más exitosa de cuantas han visto mis ojos).

Y hoy
por estos motivos, es un día para estar contento, especialmente contento, porque no todos los días son como hoy.


Marcus Versus